Una campesina se recoge la falda para limpiarse el sudor del mediodía en una estación que no es verano. 

Un cigarrillo se apaga con el pisotón de una talla 44 de un zapato de piel de ante azul que fue comprado 18 días después del predecible divorcio. 

Es lunes aún.

La abogada entrega su dimisión para convertirse en maestra de primaria. 

Un amor se congela por falta de confianza. 

El chofer del autobús número 390 nunca hizo un Sudoku. 

Quizás todo esté pasando.

Escribo para que sea martes, miércoles y por fin jueves… 

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s